En Español: 3 inmigrantes entre los 'Houston 5' (los 5 de Houston) temen la misma opresión de votantes en América al igual que sus países natales

by Joni B. Hannigan |

(Joni B. Hannigan)"Los Cinco de Houston," un grupo de pastores del área de Houston reconocidos nacionalmente por citaciones que ellos recibieron de la ciudad dan frente unido durante la manifestación "Domingo Yo Estoy En Pie" televisada nacionalmente, nov. 2. Uno por uno los "Cinco" dieron discursos con un resonado mensaje a la alcaldesa Annise Parker—"¡Deje al pueblo votar!" En la foto (de izquierda a derecha) están Steve Riggle, pastor, Grace Community Church; Andy Taylor, abogado, Alliance Defending Freedom (Alianza Defendiendo Libertad);Dave Welch, director ejecutivo, Concilio Pastoral de Houston; Khanh Huynh, pastor, Iglesia Bautista Vietnamita; Magda Hermida, fundadora, Ministerios Magda Hermida; Willie Davis, pastor, MacGregor Palm Community Baptist Church; y el presidente del Concilio de Investigacion sobre la Familia, Tony Perkins. Ante el micrófono esta Hernan Castaño, pastor, Iglesia Rios de Aceite. Fotografía de Joni B. Hannigan

HOUSTON (Christian Examiner) -- Los "Cinco de Houston" y sus abogados resonaron con un claro mensaje este domingo antes las elecciones de mitad de termino: "¡Deje al pueblo votar!"

Tres de los "Cinco de Houston" según se les ha llamado – cinco líderes ministeriales que fueron citados por su parte en una petición de la ciudadanía pidiendo un referendo de votantes de una controversial enmienda sobre los derechos humanos – hablaron fuertemente, también, sobre la opresión en sus países de origen y como ellos temen que lo mismo esta sucediendo en América.

Hablando antes una multitud de 7,000 personas reportadas presentes en la manifestación "¡DomingoYoEstoydePie!" en la Grace Community Church en Houston el 2 de nov. – con decenas de miles más uniéndose por internet (webcast) desde 800 iglesias de todos los 50 estados – los inmigrantes de Vietnam, Colombia, y Cuba compartieron sus luchas antes de venir a América y como eso ha impactado su lucha por libertad religiosa desde antes de ser citados después de oponerse la ordenanza de derechos humanos de Houston.

Con un inglés pausado y fuertemente acentuado, Khanh Huynh, pastor principal de la Iglesia Bautista Vietnamita en Houston dijo que él fue uno de dos millones de personas en lancha que escaparon de Vietnam para buscar refugio en América hace 31 años atrás.

Cientos de pastores entran marchando para ser sentados en la manifestación televisada nacionalmente "Domingo Yo Estoy de Pies," el 2 de nov. en la Grace Community Church en Houston donde el Concilio de Investigación de la Familia y otros auspiciaron a los "5 de Houston," un grupo de pastores conocidos a nivel nacional por pararse en contra de las citaciones que se les dieron en septiembre. Los pastores y la ciudad están entrelazados en una controversia sobre una medida que ellos deseaban que estuviese en la boleta para echar atrás una controversial Ordenanza de Derechos Humanos aprobada en Mayo por el Concilio de la Ciudad con el apoyo de Annise Parker, la primera oficial de gobierno de la ciudad que es abiertamente homosexual. Fotografia de Vanessa Garcia Rodgiuez

"Yo vivo en este país dado a la gracia inmutable de Dios," dijo Huynh a la multitud.

"Personas murieron por comprar la libertad aquí – libertad de expresión y libertad de religión estaban entre las primeras que se perdieron en Vietnam," él advirtió. "Yo estoy enfrentando la misma bota marchante de la tiranía ahora mismo donde yo vivo."

Huynh dijo que él ha cumplido un voto que hizo a Dios en aquel entonces, que si él vivía, él pasaría el resto de su vida propagando el evangelio.

"Ahora mismo esa libertad ha sido amenazada," dijo el pastor Vietnamita, indicando que la alcaldesa de Houston está avanzando su propia agenda.

"¡Muy simplemente, deje al pueblo votar!" él dijo, un refrán repetido por cada uno de los 5 de Houston.

Oriundo de Colombia, Hernán Castaño, pastor de la Iglesia Ríos de Aceite, dijo que él es hijo de padres que vinieron desde América del Sur con un "sueño de vivir en la nación de los libres y los valientes; con un sueño de que cada voto cuenta; ese sueño de que ninguna firma será ignorada; el sueño de que cada voz será escuchada."

A un aplauso resonante, Castaño, quien es director de Desarrollo de Iglesia Hispana para el Concilio Pastoral del Área de Houston, dijo que él rehúsa ser marginado por la alcaldesa o ningún otro oficial.

"Yo estoy de pies aquí hoy con ustedes para yo poder hablar, predicar, y enseñar sobre los asuntos que tratan con la sociedad, los asuntos acerca de los cuales la biblia habla" dijo Castaño, "y que yo no temeré de estar en desacato, de estar temeroso o de ser citado o ser intimidado. Yo estoy en pie aquí hoy con tal de que ningún gobierno abuse del poder que el pueblo le dio para venir con este en contra de la iglesia.

Las primeras palabras en la biblia son, "En el principio," y las primeras palabras en la Constitución Estadounidense son, "Nosotros el pueblo de los Estados Unidos de América," Castaño dijo.

"Yo le digo a la alcaldesa de la ciudad y al abogado de la ciudad, ´¡Alcaldesa, deje al pueblo votar!´"

Con un pronunciado acento, Magda Hermida, fundadora de Ministerios Magda Hermida de Houston dijo que ella teme un estado policiaco parecido al que ella y su esposo dejaron atrás en Cuba hace 50 años.

"My esposo y yo dejamos la Cuba comunista de Castro para buscar libertad en los Estados Unidos... y gracias a Dios que lo encontramos aquí y hemos sido bendecidos por Él por casi 50 años," dijo Hermida.

"Nosotros solíamos vivir en Cuba dentro de un estado policiaco en el cual nuestras posesiones, nuestro hablar, nuestra fe eran controlados estrechamente por el gobierno con el temor de represalia si nosotros decíamos o hacíamos algo que aquellos en el poder no gustaban," ella continuo. "Nosotros jamás pensamos que nosotros veríamos esto suceder en este momento en este país aquí en Houston... en nuestra amada América... Pero esto ya está aquí y esto es ahora."

Hermida dijo que la alcaldesa de Houston quisiera controlar las palabras de pastores, al igual que dentro del "estado policiaco de Cuba."

"No podemos permitir esto ahora ni por siempre," Hermida dijo. "Mi mensaje a la alcaldesa Parker y a las autoridades de la ciudad es simple... Deje al pueblo votar."

Willie Davis, pastor principal de la Iglesia Bautista MacGregor Palm Community en Houston, quien estuvo en la plataforma con los Cinco de Houston, chisteo que cuando él no fue citado que él se sintió "indeseado" ya que él había estado envuelto en el proceso todo el tiempo.

"Todos ellos unidos y juntos me hicieron ver claramente a mi como un Afroamericano... como puede usted llamar algo igual cuando esto divide y como puede usted declarar algo correcto, cuando esta todo equivocado," dijo Davis.

"Nosotros no teníamos ningún problema en Houston hasta que esta orden de derechos igualitarios fue escrita. Esto creo un problema y yo estoy ofendido que la alcaldesa y el abogado de la ciudad hayan elaborado algo que ha dividido a nuestra ciudad; esto que causo la división no era necesario," dijo Davis.

Él dijo que esta "ofendido por esta ordenanza" ya que los que la apoyan tratan de hacer ver que "esta va sobre las espaldas de la Ley de Derechos Civiles de 1964... [y esta] no tiene nada que ver con esta ordenanza."

"La alcaldesa y el concilio de la ciudad debiesen estar avergonzados de ellos mismos," dijo Davis. "Mantengámonos de pies... Dios les bendiga y dejen al pueblo votar."

-- Traducción por David Raúl Lema Jr.